Sobre la Reforma Política del antes Distrito Federal

Por Daniela Hernández

 

En enero de este año el Congreso de la Unión aprobó la Reforma Política de la Ciudad de México, dicha reforma busca dar mayor autonomía a la toma de decisiones de la capital del país. Por ello en los siguientes párrafos explicaré con mayor detenimiento la trascendencia de un cambio como este.

Antecedentes

La Reforma Política del Distrito Federal tiene su origen en 2001, cuando José Agustín Ortiz Pinchetti presentó por primera vez una propuesta ante la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF).

El planteamiento fue aprobado por la Cámara de Diputados, pero rechazado por el Senado de la República, de modo que la propuesta quedó sobre la mesa durante varios años y no fue sino hasta 2009 que la ALDF decidió retomar el tema con la creación de una comisión especial.

Finalmente, tras la firma en 2012 del Pacto por México, las fuerzas políticas más importantes del país acordaron que la Reforma Política del Distrito Federal debía ser aprobada durante el sexenio del entonces entrante Jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera.

No obstante, ¿para qué una reforma?

En esencia, para conseguir mayor autonomía dentro del ámbito político-administrativo, es decir, para que la Ciudad de México tenga un status similar al de las 31 entidades restantes del país; sin que por esto pierda su condición como capital y sede de los poderes de la Unión.

Sobre si era necesaria o no, así como las controversias que se han generado en torno a esta, hablaré más adelante.

¿Cuáles son los principales cambios?

  1. Cambio de nombre de la entidad, es decir, de Distrito Federal a Ciudad de México (CDMX).
  2. Creación de una constitución propia, donde se establezcan las normas para su organización y funcionamiento, lo anterior a más tardar para el 31 de enero de 2017.

Nota importante: la carta magna será redactada por una asamblea de 100 integrantes, 40 escogidos por el presidente de la república, el jefe de gobierno y las cámaras de diputados y senadores; mientras que los 60 restantes, mediante voto directo a partidos o independientes. Las elecciones fueron el pasado 05 de junio, y profundizaré más en el próximo apartado.

  1. El senado se queda sin facultades para remover al Jefe de Gobierno.
  2. Las delegaciones se convierten en demarcaciones y están encabezadas por alcaldes y concejales. Se prevé que para el 2021 las 16 delegaciones puedan subdividirse y ser más de 20.
  3. La Asamblea Legislativa se convierte en el Congreso Local, adquiriendo la facultad de aprobar o rechazar reformas constitucionales.
  4. La hacienda pública de la Ciudad queda a cargo del gobierno central, es decir, corresponde al Poder Legislativo de la entidad discutir y aprobar anualmente el presupuesto.
  5. El Presidente de la República deja de ratificar el nombramiento para el Secretario de Seguridad Pública y el Procurador de Justicia.

Falso y verdadero

¿El Distrito Federal se convertirá en el estado número treinta y dos de la República?

Falso. De acuerdo con los diputados y senadores, el surgimiento de la Ciudad de México implica la creación de una nueva entidad, pero no como el estado número 32 de la república, sino como “una entidad con plena autonomía, aunque no con total soberanía, como lo son los Estados de la Federación, sencillamente porque es la capital del país y sede de los Poderes de la Federación” (El Financiero).

¿Realmente es una Reforma pensada para los ciudadanos?

Falso y verdadero. Me explico: es cierto que para la construcción de la carta magna de la Ciudad de México existe un porcentaje (mínimo) de representación ciudadana, sin embargo, hay encuestas que señalan el desconocimiento de los capitalinos por lo que implica la Reforma, o bien que los cambios no consideran de manera directa las necesidades de los habitantes de la CDMX sino de la clase política. En conclusión, existen opiniones divididas.

¿Es una Reforma histórica?

Verdadero. Hay que considerar que la Reforma Política del Distrito Federal estaba incluida dentro del paquete de reformas del Pacto por México, y así como muchas de las otras reformas, ésta llevaba varios años en proceso de discusión. De acuerdo con el ejecutivo, la búsqueda de autonomía para la Ciudad de México no es un tema nuevo y por ello es plausible que finalmente se haya ratificado la propuesta.

Las elecciones del domingo 05 de junio

A mi parecer, uno de los cambios más importantes derivados de la reforma es la creación de una constitución para la Ciudad de México. Como ya había mencionado, la Asamblea estará integrada por 100 personas: 40 elegidas por el presidente, jefe de gobierno y legisladores mientras que las 60 restantes a través de voto directo.

Las elecciones se llevaron a cabo el 05 de junio, los datos que destacan son:

  • El PREP reportó un 28% de participación ciudadana, lo cual demuestra el descontento y la apatía que los procesos electorales generan en los habitantes de la capital del país.
  • Morena obtuvo la mayor cantidad de votos: 632,082 sufragios, le siguió el PRD con 551,929 votos y en tercer lugar el PAN con 198,071 sufragios.
  • Ismael Figueroa Flores, fue el único candidato independiente que obtuvo la participación para la Constituyente con 21,388 votos. Así de “grande” es la participación ciudadana.
  • De acuerdo con los resultados, Morena es quien más puestos ocupará dentro de la Asamblea; sin embargo, el PRI le seguirá de cerca gracias a las nominaciones que obtuvo a través del Senado y la Cámara de Diputados, así como los designados por el presidente Enrique Peña Nieto.

Quizá el punto anterior sea el de mayor relevancia ya que de cierta manera se contrapone a la elección ciudadana, pues el PRI alcanzó casi los mismos representantes que Morena sin necesidad de que los ciudadanos votaran por su partido, entonces ¿qué tanto la Asamblea Constituyente representara los intereses ciudadanos cuando está conformada por personas que no fueron elegidas por los mismos? Eso lo descubriremos conforme avance el proceso en las siguientes semanas.


Imagen: tiempo.com

Comentarios

Comentarios