Pensar en los demás

Por Brandon Ramírez

El fin de semana previo, me alegró escuchar el comentario de una sobrina sobre por qué no quería utilizar un globo inflado con helio para enviar su carta a los Reyes Magos. No sé dónde lo habrá escuchado, pero nos habló sobre cómo puede afectar a las aves y después se convierte en basura cuando su carta es recibida y su globo explota.

Si bien muchas tradiciones es importante mantenerlas porque nos ayudan a generar comunidad, una identidad, y forman parte de nuestros procesos de socialización, muchas de éstas generan muchos problemas cuyos efectos hoy vemos como, por ejemplo, la pirotecnia que se lanza casi todos los días desde el 12 de diciembre hasta año nuevo, en las posadas y demás celebraciones, que contribuyen a la ya de por si preocupante cantidad de contaminación que tenemos en el aire…  En el tema de los globos, muchos de éstos terminan en bosques, selvas, ríos, lagos, océanos, tuberías de drenaje de las ciudades y afectan a otras especies, ya que son productos que tardan mucho en biodegradarse.

Las tradiciones deberían irse adaptando a los tiempos que corren, hacerse más incluyentes, con mayor grado de conciencia del entorno y sus consecuencias. En los tiempos que corren, donde vemos inviernos tan congelantes como en los casos de Canadá y Estados Unidos, con la ola de frío glacial que los ha afectado en las últimas semanas, con potencial de ocurrir en los próximos años en Reino Unido y otras regiones de la Europa más septentrional, o los veranos sofocantes y que provocan incendios en distintas regiones del mundo es importante actuar en consecuencia.

Esa misma perspectiva de dejar de vernos como el centro del planeta con sus recursos a nuestra disposición para el “desarrollo” y hacerlo como una especie más que vive aquí a la que le afecta como al medio ambiente y demás seres vivos. Cada día se tiene más en consideración los derechos de algunas especies animales, principalmente las mascotas, como perros y gatos, aunque debates entorno a las corridas de toros en países como el nuestros en que se practican de manera habitual persisten.

Se podrá compartir o no la agenda del animalismo, pero es una realidad que el tema está cada vez más presente. No es casualidad que se anuncien hoy día suavizantes de telas sin productos de origen animal, o huevos de granjas con gallinas felices. En distintos sitios para comer cada vez hay más variedad de platillos sin productos de origen animal, si bien siguen siendo ínfimos, aunque en contraparte hay más negocios especializados enteramente en platillos de este tipo.

Durante el año que recién terminó, pudimos ver la película Okja que pone de manifiesto cosa que todos sabemos en el fondo sobre la explotación animal para el consumo alimenticio. En lo personal, me agradó ver en la nueva entrega de Star Wars un par de escenas manifestando esta preocupación también, tanto de forma humorística como el momento en que Chewbacca esta por comerse un ave frente a otros miembros de esa especie que lo miran con tristeza, o la liberación de una manada de una suerte de equinos que usaban para carreras y apuestas, tras enseñarnos como sufren en su cautiverio.

Todas son muestras de como en los tiempos actuales la preocupación por nuestro ambiente y las otras especies vivas está cada día más presente. No está mal, en nuestro entorno, tratar de readaptar algunas de nuestras tradiciones bajo esta perspectiva. En el caso de mi sobrina, en mi casa dejó uno de sus zapatos, y ya el año anterior lo hizo en Correos de México, recibiendo además unas semanas después una respuesta de los Reyes en su buzón. Alternativas hay, y quizá hasta más satisfactoria para los niños. La pirotecnia, bien podrían ser espectáculos de luces, o buscar otras opciones, aunque sinceramente no me viene ninguna a la mente, pero convencido estoy que la contaminación y el peligro que suponen (recordemos la noticia del jugador de Tigres Jürgem Damm que resultó con quemaduras causa de ésta) debería bastar para alentarnos a cambiar. Siempre se subestima el poco impacto que cambios en la vida personal tienen en un planeta que compartimos con más de 7 mil millones de humanos, pero por algún lugar debemos comenzar.


Imagen: http://fotos.e-veracruz.mx/globos_0.jpg?t=1515174050

Comentarios

Comentarios

Jóvenes Construyendo

Jóvenes Construyendo es una plataforma en línea que ofrece un espacio de expresión para jóvenes con grandes ideas con el objetivo de compartir puntos de vista y propuestas sobre juventud.