Eres libre de tu tiempo y tu espacio

 

Es agradable poder compartir momentos con las personas más importantes de tu vida.

Pero también lo es cuando decides pasar un rato a solas.

Es verdad que existen personas que no saben estar solas por miedo a que así pasen el resto de sus vidas. Pero lo que no saben es que nunca estarán solas, siempre estarán consigo mismas.

Por eso dicen que la única persona que estará contigo en las buenas, en las malas y en las peores circunstancias de la vida, serás tú mismo.

Alejarse durante un tiempo de todo y de todos, no significa que has dejado de querer a alguien, simplemente significa que mereces tener tu propio espacio y también tu propio ruido.

Que desees compartir un tiempo a solas, contigo, no significa que seas egoísta; significa que hay momentos en que lo único que quieres es tu propia compañía.

A veces alejarse no significa que tengas miedo, significa que deseas recobrar fuerzas para continuar con lo que estabas haciendo.

Con el paso del tiempo uno aprende que nada ni nadie nos pertenece. Así como tampoco nosotros le pertenecemos a alguien.

Digo esto porque podrás exigirle tiempo y atención a alguien, pero el problema no está en lo que quieres, sino en lo que exiges.

Cuando comienzas a ser consciente de que el tiempo te pertenece, te das cuenta de que es una de las cosas más valiosas que podrás regalar a las personas; y también de algo que no recuperarás jamás o tal vez no tan fácilmente.

No todos merecen nuestro tiempo, y aquella persona a la que regales parte de él, asegúrate de que valga la pena. De lo contrario, da media vuelta y vete.

Una de las personas más importantes en tu vida, serás tú mismo y si aún no te has dado cuenta de ello, te recomiendo echar un ojo al espejo.

Eres libre de tu tiempo y espacio, porque tú sabrás a quién se lo das.

Para mí, el tiempo no existe, ha sido algo que nos hemos inventado para tener controlada toda situación, Einstein lo dijo.

El tiempo, las horas o los días y años que pasen, en realidad se tratan de un mismo momento.

Ahora bien, cuando pides tu espacio, es importante que sepas hacia dónde quieres dirigirte y por dónde vas a comenzar.

También es verdad que será inevitable que las personas nos hagan perder nuestro tiempo, pero es algo que no podremos controlar por mucho que nos esforcemos.

Como sabrás, desafortunadamente no todo es recíproco en esta vida; y no es culpa tuya, simplemente en estos tiempos tan acelerados, pocas son las personas que saben valorar lo importante de la vida.

Tienes todo el derecho a equivocarte, porque la vida se trata de eso y de mucho más.

Lo importante es que de todo te lleves una lección y no necesariamente debe ser consecuencia de un castigo o un error; sino que todo en esta vida tiene un mensaje y sólo lo sabrás cuando estés dispuesto a aprender.

Me molestan las personas que piensan que sólo hablo cuando quiero, pero en realidad intento que todo aquello que salga de mi boca, sea agradable o interesante. Así tendré menos posibilidades de juzgar o de generar malas interpretaciones.

Pero ¿y si en realidad quieres alejarte porque no te gusta lo que vives o te rodea?

Creo que es una decisión inteligente alejarte de aquello que de alguna manera te afecta y no está en tus manos el poder cambiar la situación.

Por ejemplo, se vale alejarse de aquellas personas que a pesar de quererlas, su defecto sea criticar a los demás; se vale alejarte de ambientes tóxicos y contaminados que sabes que no van a aportar nada bueno en tu vida.

Cuando decidas hacerlo, seguramente te darás cuenta de que todo parece positivo y hasta te sentirás diferente.

Tú que lees esto, sólo puedo decirte por última instancia que, si alguien se aleja de ti, te pide tiempo y espacio para poder estar a solas consigo misma, no significa que te quiera menos, simplemente sólo se trata de aclarar la mente y ordenar sus ideas.

Mereces el tiempo que regalas a los demás, mereces tiempo para ti, mereces tu propio espacio y también tu ruido.

Los demás podrán decir lo que quieran, pero al final, tú eres la única persona que conoce la historia.

Tienes todo el derecho de alejarte de lo que no te haga feliz, de darle la espalda a aquello que no va con tu filosofía de vida.

No tengas miedo de pedir tu espacio, ten miedo cuando te des cuenta que nunca lo hiciste cuando más lo necesitabas, porque entonces no habrás vivido lo que es sentirte en tu propia piel.

Y por último ¿qué hacer con ese tiempo que te has regalado?

A veces pensamos que es demasiado, pero no lo suficiente cuando quieres transformar lo que haces y el mundo que te rodea.

Lee, escribe tus sentimientos, viaja solo, ríe, brinca, baila, grita, llora si es necesario y es lo que tanto necesitabas hacer.

No te guardes nada, saca todo hasta por las orejas.

Recuerda que nunca estarás solo, siempre estarás contigo mismo.


Imagen:https://www.flickr.com/photos/skippedheartbeats/

Comentarios

Comentarios

Jóvenes Construyendo

Jóvenes Construyendo es una plataforma en línea que ofrece un espacio de expresión para jóvenes con grandes ideas con el objetivo de compartir puntos de vista y propuestas sobre juventud.