El Estado y la libertad económica

Por Oscar Espinoza

 

Te pido por un segundo que pienses en todo el dinero que has pagado en impuestos de cualquier tipo, desde permisos, impuesto a tu trabajo, o hasta los más ridículos como los impuestos al consumo de alimentos o  por ser propietario de un automóvil.

¿Qué se hace con ese dinero?  Bueno, el dinero que el gobierno recauda se utiliza para muchas cosas, pero principalmente es para para retribuirle a la sociedad con servicios (educación, salud, infraestructura, seguridad) y pagar el sueldo de sus funcionarios.

Las dependencias gubernamentales que prestan estos servicios tienen ciertas características que las hacen propensas a tener una baja calidad en condición y servicio al cliente.

En la parte de competitividad es muy simple, al tener un monopolio del servicio no tienen como prioridad la excelencia, ni la calidad, ni la innovación; ya que el subsistir sólo depende del erario y recursos que se les asigna, no de si son productivas o no.

Las plazas sindicalizadas, que le dan a miles de trabajadores la seguridad de un empleo por el resto de su vida, sin tomar en cuenta sus habilidades o capacidad para desenvolverse en el puesto son caldo de cultivo para una operación diaria deficiente. En contraste, una empresa privada no se puede dar el lujo de tener trabajadores incompetentes, una mala calidad en servicio y producto o terminar un año fiscal en números rojos. ¿Por qué? Porque pierden clientes, el usuario los castiga dejando de adquirir sus productos o servicios y se dirigen a la competencia en busca de lo que dicha empresa no les da, si pierden demasiados clientes, a la postre terminan quebrando.

Los usuarios son los únicos que deberían elegir qué empresas o instituciones se desarrollan o no, no el gobierno. Las altas cargas fiscales, condicionar la operación a permisos, el intervencionismo y regulación de precios, son medidas que entorpecen el libre tránsito y desarrollo del mercado, perjudicando a las empresas y sus usuarios.

Un claro ejemplo del libre mercado en su máxima expresión es Uber, una empresa sin regulaciones gubernamentales que la sometan, con un nivel de servicio que ningún  transporte estatal o licitado por el gobierno puede alcanzar. Esto es debido a que el fin último de Uber es su usuario, no prestar el servicio solamente por que sí. 

Esta empresa cumple con distintas características que sólo son alcanzables gracias a la presión que exige un mercado libre. Innovación en el modelo de negocios, bajo coste operacional (provocado por el modelo mismo), calidad de servicio basada en la calificación del cliente. La respuesta para el crecimiento económico está claramente en este tipo ejemplos; la innovación de las personas en cualquiera que sea su meta o proyecto empresarial es lo que genera servicios de calidad e innovadores, además de empleos e ingresos para muchas familias.

El gobierno no tiene la capacidad de crear empleos ni de hacer crecer la economía de un país, sólo son un grupo de personas que utiliza el dinero de otras (impuestos) para hacer lo que ellos crean conveniente con él. Pero… ¿no somos los dueños de ese recurso, los más capacitados para decidir qué hacer con él? Aún más, si consideramos que los Gobiernos suelen ser A) Corruptos o B) Incompetentes. 

Imagina que se reducen las cargas fiscales, ahora tendrías más dinero en tu bolsillo, tu poder adquisitivo incrementaría, pero no sólo el tuyo, si no también el de tu vecino, tus amigos, el de las pequeñas, medianas y grandes empresas también. Este dinero se podría traducir en más inversión en negocios y tecnología, empleos mejor pagados  y  proyectos innovadores.

Estas condiciones serían tierra fértil para la creación de, por ejemplo… más universidades, más negocios de comida, más manufactura de cualquier giro, más servicios de telefonía, electricidad y salud. En un contexto como este ¿qué es lo que tendrían que hacer las empresas para subsistir en este escenario? Bajar sus precios, ser competentes, innovadoras y productivas, de esta forma lograría que el usuario las prefiera a ellas y no a su competidor.

En México, actualmente tenemos un sistema económico que simula la competencia pero no la fomenta. Licitaciones y duopolios en distintos servicios, papeleos y permisos eternos para crear tu negocio, cargas fiscales gigantes  y por si fuera poco, privilegios para sólo unos cuantos amigos de las cúpulas de poder. Si todo esto se eliminara, toda la sociedad  se vería beneficiada.

Los invito a darse una vuelta por el Índice de libertad Económica http://www.heritage.org/index/heatmap?cnts=world

Notarán una clara correlación entre el desarrollo económico de países con un alto índice de libertad como Singapur, Hong Kong, los países nórdicos* y Australia, contra los que cuentan con sistemas económicos cerrados  e intervencionistas (Venezuela, Cuba, Corea del Norte). La clave está en la libertad.

En mi opinión, los primeros pasos para mejorar la economía de cualquier país serían una combinación de las siguientes acciones.

1. Liberar la economía: Esto implica eliminar los precios mínimos, máximos y cualquier otra clase de intervención por parte del gobierno.

2. Reducir la carga fiscal para todos las personas (Físicas o Morales, sean cuales sean sus ingresos)

3. Disminuir las regulaciones u obligaciones operacionales para las empresas.

4. Bajar el gasto público, reducir sueldos de funcionarios, eliminar el exceso de dependencias y reducir las funciones del Estado.


*Los países nórdicos cuentan con un gran estado de bienestar que presta servicios de alta calidad a sus habitantes, pero esto se da por dos razones, la primera es que muchos de estos servicios a pesar de ser estatales funcionan por competencia, por ejemplo, en la educación, las escuelas que cuentan con mayor matrícula y mejores promedios reciben más presupuesto que las que no. La segunda es que todo esto es posible gracias a la riqueza que genera el libre mercado en estos países, ellos se pueden dar el lujo de prestar estos servicios a sus habitantes debido al desarrollo económico generado por una economía abierta.


Imagen: http://www.heritage.org/index/heatmap?cnts=world

Comentarios

Comentarios